Prestamos con cheques

Invertir en bonos, una alternativa para hacerse de dólares en pleno “cepo cambiario”

En un escenario de bajas tasas globales, los títulos públicos se presentan como una muy buena oportunidad. Desde la city porteña expertos señalan aquellos que tienen alto potencial de suba y los nominados en divisa estadounidense con mayor demanda, tras las restricciones en el mercado de cambios.

 

Es sabido que cuando se cierran las puertas para el ingreso a un mercado, automáticamente los inversores buscan otras, en pos de encontrar nuevas alternativas de inversión.

Esta afirmación encuentra plena vigencia en la atualidad, si se observa lo sucedido luego deque, en octubre pasado, el Gobierno impusiera los controles cambiarios.

Desde ese entonces, la posibilidad de acceder a los tan codiciados billetes verdes se hizo, al menos, un poco más dificultosa.

Así, comenzaron a potenciarse una serie de alternativas, entre ellas, la inversión en determinados títulos públicos.

Al respecto, los preferidos por los analistas son aquellos que se pueden comprar en pesos en el mercado local  pero que -de acuerdo a sus condiciones de emisión- poseen un cronograma de vencimientos de corto plazo, basado en el pago en dólares.

Esta alternativa justifica, en gran medida, el apetito demostrado en el último trimestre del año pasado por los cupones atados al PBI en dólares que, en diciembre, pagaron una importante renta.

Más cerca en el tiempo, febrero fue muy positivo para los títulos públicos, que evidenciaron una fuerte recuperación, captando aún más el interés de los inversores.

Y este escenario favorable también se ve potenciado por las bajas tasas de interés a nivel mundial.

Los analistas señalan que el panorama, a corto plazo, seguirá siendo favorable para varios papeles y destacan que la liquidez sigue siendo un aspecto clave a la hora de tener que decidir en cuáles invertir.

Por eso, se inclinan a recomendar aquellos títulos más operados en el mercado.

Títulos de deuda soberanos, los preferidos
Los bonos locales gozan de la “simpatía” de los analistas de la city porteña.

“Toda la serie en pesos y en dólares está siendo muy solicitada. Se nota una alta demanda en el caso de los nominados en esta última moneda, por presentarse como una alternativa de refugio. En tanto, los referidos en moneda local cuentan con la ventaja de poseer una elevada liquidez”, afirma Juan Pablo Vera, jefe de Análisis Financiero de Tavelli & Cía.

No obstante, dentro del conjunto de títulos soberanos, los que despiertan más entusiasmo son los segundos.

“Lo que estamos viendo como oportunidades de negocios, son los bonos de mediano plazo en dólares, como el Bonar X que está rindiendo 7%. Y que tiene un período de recupero de la inversión inicial de aproximadamente 4 años”, destaca Trella.

De acuerdo con el especialista de Puente, los papeles a ese plazo presentan tasas más altas que las de sus pares brasileños o chilenos.

En el mismo sentido, Andrés Nóbile, jefe de research de Cohen, sostiene: “Nos parecen interesantes títulos como el Bonar X y el Boden 2015, porque tienen un rendimiento alto en términos absolutos y buena liquidez, sobre todo si los contrastamos con otros de la misma duración”.

En coincidencia, Sabrina Corujo, Jefe de Research de Portfolio Personal expresa: “Para uninversor conservador nos parece que los más interesantes son el Bonar X y el Boden 2015″.

Para Leonardo Chialva, Delphos Investment, estos papeles también están liderando el podio de los más rentables y hasta sugiere deshacer posiciones tomadas en otros títulos para hacerse de ellos.

“Aquellos que hicieron la apuesta de corto plazo por el Bogar 18 -que ha tenido una buena performance- podrían reducir esta tenencia y pasarse al Boden 2015″, afirma el experto de Delphos Investment.

Y es que la incesante búsqueda por activos financieros en divisa estadounidense tiene su razón de ser.

Eduardo Fernández, analista de Rava Sociedad de Bolsa, argumenta que “los inversores siguen percibiendo que el dólar está atrasado. Es decir, que si no fuera por el control del Banco Central, estaría mucho más alto del nivel en el que lo vemos en las pizarras”.

Y agrega: “Por este motivo, se muestran muy interesados en los títulos públicos nominados en esa moneda, ya que les permite hacerse de divisas ante un mercado cambiario muy restringido”.

En las últimas ruedas, tal apetito se observó en la demanda del Boden 2012, Boden 2013 y Bonar VII.

En el caso del Boden 2012 se destaca el hecho de que quienes apuesten a este papel podrán retirar de su cuenta dólares en efectivo. Además, pueden cobrarlos en cuentas fuera del país.

“Vemos que el Boden 2012 es una forma segura de comprar dólares por parte de aquellos inversores que no acceden a la compra de billetes en el mercado cambiario y buscan hacerse del efectivo en agosto, que es el momento en el que se paga el capital y el bono deja de existir”, especifica Lucas Agrello, de la firma Rava.

El analista destaca que “la cotización de este bono, que actualmente está en niveles de $484, viene aumentando en las últimas semanas y eso lo tomamos como una referencia de la demanda de billetes verdes en el mercado”. De hecho, su precio creció con fuerza en el último mes y medio, registrando un alza del 6 por ciento.

En tanto, Mariano Peretti, analista de Maxinver, afirma: “Hay muchas solicitudes del Boden 2012 porque es la forma legal de hacerse de dólares. Quienes no logran comprarlo en el mercado cambiario, se vuelcan a este título que realiza el último pago el 3 de agosto”.

Los activos en moneda local
Los títulos en pesos también forman parte de las recomendaciones de los analistas.

“Nos parecen atractivos los que ajustan por la tasa Badlar. En ese sentido tenemos el Bonar 2014 el 2015, también el PR 15 -Bono de Consolidación- que ajustan por esa tasa y que tienen rendimientos cercanos al 16 por ciento”, apunta Trella.

Para Vera, en tanto, los más interesantes son el “Bocan 14, los bonos Consolidación (PRE 0 y el PR 14), entre los regidos por la Badlar”.

“En cuanto a los que ajustan por CER, consideramos que son interesantes el de consolidación PRE 9 y el PRO 12″, agrega el especialista de Tavelli & Cía.

Instrumentos del interior del país
Si bien los títulos públicos del interior no muestran los mismos niveles de liquidez que los soberanos, son recomendados por los analistas a fin de diversificar carteras.

“En los provinciales, vemos atractivos los de mediano plazo. Esto significa que tienen un período de recupero que va desde los 2 a los 5 años, nominados en dólares. Principalmente, el de laprovincia de Buenos Aires, con vencimiento 2015, que está rindiendo más o menos un 9% en dólares”, asegura Trella.

Ignacio Galán, analista de Invertir Online.com, coincide en destacar este bono, al que le suma el papel bonaerense con vencimiento en 2018, cuya rentabilidad es de casi el 12%, también en esta última moneda.

Y para momentos de altibajos, el especialista de Puente sugiere incluir dentro del portfolio títulos con regalías hidrocarburíferas”, que podrían ser los de Neuquén y Chubut.

Cupones atados al PBI
Si bien los últimos datos de la economía hicieron que los cupones atados al crecimiento presentaran algunas bajas, los especialistas aseguran que siguen siendo atractivos a mediano y largo plazo.

“Resultan interesantes, pese a las recientes caídas, que sirvieron como excusa para una toma de ganancias”, opina Corujo.

“Recomendamos estos papeles para quienes buscan tomar un mayor riesgo. El cupón en pesos sigue mostrando una muy buena relación riesgo-rentabilidad”, destaca Galán.

A los precios actuales, el pago a realizarse en diciembre de este año permitirá recuperar el 70% del desembolso, poniendo un límite a las pérdidas y con un potencial de suba muy fuerte, en caso de que la economía argentina mantenga un crecimiento económico por encima del 3,3%, explica el analista de Invertir Online.com.

Últimas emisiones
Entre las últimas colocaciones que se realizaron en el mercado, una de las más importantes fue la del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, que avanzó con la serie N° 10 del bono Tango por un valor nominal de u$s415 millones, a una tasa fija del 9,95 por ciento.

También Salta se prepara para lanzar en el mercado un título a 10 años, por u$s220 millones, respaldado con regalías hidrocarburíferas.

Standard & Poor’ precalificó la emisión con la nota ‘B’, y se espera que, en los próximos días, la operación se haga efectiva.

En el mercado vaticinan que otras provincias y administraciones se sumen a estas emisiones, lo que ampliaría notablemente las opciones de las que disponen los inversores en el mercado local.

Comentarios

comentarios

Publicado en Dolar,General,Información | Sin Comentarios

Deja un Comentario

Por favor, respeta a los demás usuarios. Tu email no se publicará.